miércoles, 20 de mayo de 2009

El Palacio Episcopal de Barbastro

20.5.2009.


Por: María del Carmen Antoja en Aragón Liberal

Está a punto de concluir sus obras de restauración, se espera que a fin de mes hayan terminado.

El nuevo Palacio Episcopal será la sede del Museo Diocesano, éste espera poder albergar las obras de arte que todavía están en Cataluña, ¿cuándo llegarán a Barbastro?. La Santa Sede ha emitido su dictamen en repetidas ocasiones, pero en la región vecina hacen oídos sordos al requirimiento de las autoridades vaticanas. La clase política aragonesa está dormida, se le pasan los días para las apelaciones, no encuentran el momento de ir a por todas, se entretienen en otros menesteres....Barbastro quiere recuperar sus obras, está en su legítimo derecho, pero la presión que ejercen los vecinos catalanes parece dejar sin fuerzas a los aragoneses, si el proceso fuese al contrario, seguro que los catalanes no cejarían en su empeño por recuperar sus propiedades, la que formaron con los papeles de Salamanca, que era una solemne tontería y sin embargo se los llevaron de noche y contra la voluntad de los salmantinos. En Aragón, la gente es muy pacífica, no se exalta y no quiere problemas añadidos, no obstante creo que tendría que reivindicarse más la devolución de las obras de arte, de vez en cuando se alza alguna voz y se remueve el problema, pero a los pocos días la prensa deja de hacerse eco del asunto y todo queda otra vez en un silencio sepulcral. Los políticos se han apoderado de un tema que no les toca, las obras son de la Iglesia, y ésta ya ha dicho la última palabra.

No hay comentarios: